Hoy se ha guardado un minuto de silencio a las puertas del Ayuntamiento de Torremolinos para condenar los últimos asesinatos por violencia machista sucedidos en el país. En esta ocasión las víctimas eran de Granada y Badalona.